"La espada no la corta,
el fuego no la quema,
el agua no la ahoga,
el viento no la seca."

Bhagavad Gita

domingo, 30 de diciembre de 2012

Stop.



Un punto esencial es: ¡Para!
¿Dónde está ocurriendo este ver directo?
¿Dónde está ocurriendo este conocer directo?
No podemos decir realmente qué es o dónde está; no obstante, uno está constatando que esto es lo que soy.
No hay nada aquí que pueda describirse o definirse de manera concluyente; no obstante, está indudablemente presente como esta ‘consciencia abierta’.

“Yo soy intocado”. Todo lo que aparece, surge incesantemente en esta consciencia, en esta inmediatez de la vida.
Saborea esta inmediatez – ‘sé’ esta inmediatez. Jamás,realmente, la abandonamos, así que no es algo que haya que adquirirse.
No es una ‘cosa’ – así que no la podemos reconocer objetivamente.
El propio conocer es lo que tú eres – presencia consciencia.
Identificarnos como algo distinto, como estos ‘objetos’ con nombre y forma, es meramente una fijación de atención y de enfoque, que sólo (aparentemente) oscurece la Consciencia.
Lo que tú eres en esencia es primario, siendo las apariencias el aspecto secundario. Estos objetos aparentemente separados, pensamientos y sentimientos etc., son simplemente apariencias. No obstante, en esencia, no son otra cosa que Consciencia. La ola, en esencia, es agua. Cuando vemos una ola, vemos agua. La vasija de barro, en esencia,es barro. Da igual la forma que tome. .

¡El conocer inmediato está ocurriendo!
¿Abandoné alguna vez este momento de inmediatez?
Aquí mismo, ahora mismo es la sutileza viviente. Está llena de conocer.
Una simple presencia-consciencia. Es demasiado simple para la complicada ‘persona’. Pero podemos preguntarnos: ¿Cuándo no somos evidentes para nosotros mismos?. Todas nuestras experiencias ocurren gracias a la evidencia de uno mismo. En todas las experiencias, lo que es invariablemente presente es... Consciencia, y ningún objeto es independiente de eso.

"Si haces una pausa en el pensamiento,
comprobarás que hay un conocimiento innato de
que Eres. No está siendo ‘traducido’ por ningún
concepto. Está más allá del tiempo, del cuerpo y
de la mente. No tuvo principio y no tendrá fin.
Se expresa viviendo, creando y deshaciendo. Es
todo. Eso es lo que realmente eres. No una cosa
(no-thing)".
Sailor Bob Adamson

jueves, 13 de diciembre de 2012

Lo que nunca cambia.



Podemos,ahora, recordar momentos de nuestra infancia y juventud. Con el paso del tiempo, todo en nosotros ha cambiado completamente. El cuerpo, obviamente, no es el mismo, como tampoco lo es nuestra forma de pensar, de relacionarnos con los demás. La idea que teníamos de nosotros mismos, poco tiene que ver con la que tenemos ahora. Sin embargo...el sentimiento, la sensación de estar vivo ahora, es la misma. Siempre somos. En ningún momento hemos podido, ni podemos decir "yo no soy". Nunca nos hemos separado de esta simple, clara e innegable sensación de estar presente. Lo real es lo que nunca cambia y te acompaña a cada instante. Lo que cambia son manifestaciones de lo que nunca cambia. Tú eres Eso ahora mismo.
----------------------------------
"¿Podemos realmente decir que nuestra ‘certeza
de ser ‘ha cambiado?
¿No es verdaderamente esta profunda e inefable
sensación de ser la misma ‘entonces’ y ahora?
¿No es realmente una presencia consciente
sucediendo siempre en este momento atemporal,
donde todo surge?
¿No es esto lo único que hace que continuemos
sintiéndonos absurdamente siempre como ‘el
mismo’, por encima de todos los cambios físicos
y psíquicos, y dando así una coherencia a la
memoria?
Si nos remontamos hacia atrás en el tiempo
¿Podemos recordar cuándo esta ‘certeza de ser’ comenzó?
Si miramos hacia adelante ¿Podemos ver su final
si no es tan solo imaginándolo?..."
Juan Carlos Savater de su libro "Certeza de ser".

" Tú este chico y tú esta doncella; tú este hombre y tú esta mujer, tú eres este anciano que se apoya en un bastón: tú el Señor (Ishvara) que se muestra en formas infinitas."
Svetasvatara Upanishad

martes, 4 de diciembre de 2012

La imposibilidad de alejarse.



Esta propia, porque es muy nuestra, sensación de ser, de saber que somos, de no poder negar en ningún momento que somos, esta consciencia presente disponible todo el tiempo, no requiere de ninguna técnica, no es una realización. Es insondable, pero es innegable. No podemos ganar la sensación de ser, ni perderla (¡intentémoslo!). Siempre está aquí, siempre es ahora. Eres tu verdadera naturaleza siempre. No es una cuestión de "estar consciente de ella". Tú ya eres tu propia  naturaleza de ser, puro conocer sin esfuerzo. "Tú eres Eso, ya". ¿En dónde (y de dónde) surge todo?. ¿En dónde (y a dónde) desaparece todo?. Antes de cualquier cosa, tú ya Eres. Las nubes pueden "caminar" por cualquier lugar del cielo y el cielo permanece siempre exactamente como es.

"Él es luminoso en sí mismo y más sutil que lo más ínfimo; pero en él reposan todos los mundos y sus seres."
Mundaka Upanishad

viernes, 30 de noviembre de 2012

Creer en la realidad del pensamiento.



Nos hemos despertado esta mañana. Este innegable estar despierto, ésta siempre presente sensación de ser...¿se ve afectada, es tocada en algún momento por algún pensamiento o sentimiento a lo largo del día?.  Si nos centramos en donde aparecen los pensamientos no es difícil comprobar que lo que nunca cambia es nuestra verdadera esencia. Esa no-cosa que somos en realidad, infunde y da realidad a todo lo demás. De la misma manera que no crees en la realidad de los reflejos del espejo, de la misma forma que sabes que los reflejos no tocan al espejo, no crees en la realidad de los pensamientos. Así, al dejar ser a los pensamientos y sentimientos, tal y como son, sin atribuirles poder, pierden su fuerza, la fuerza de hacernos daño. Lo que somos es la esencia en la que todo aparece. Sabemos que somos. El resto cuida de sí mismo.

"Nada puede molestarte, salvo tu imaginación".
Nisargadatta

viernes, 23 de noviembre de 2012

Punto final.


Dos frases de Sailor Bob Adamson. Punto final.

                         ---------          ---------

<<Cuando dices: "¿y qué? ¿dónde está la grandeza de todo esto?...no me siento genial"...estás regresando sutilmente a la mente.
Esto es Eso. Punto final. Exactamente como es.>>

<<Es inmediato. Tú estás sabiendo que eres, punto final. Lo restante cuida de sí mismo. El único camino a la verdad es: punto final.
Sin pensamiento no hay una maldita cosa que no sea adecuada.>>

miércoles, 14 de noviembre de 2012

Nunca estoy lejos de mí mismo.



Hay una presencia en ti que es consciente de cada pensamiento, sentimiento, experiencia. Eres y sabes que eres. Es eso. Este mensaje tiene que ver con el constatar algo tan simple y presente que lo solemos perder de vista... Es apenas esa sensación de presencia que nos permite decir "yo soy".
Yo siempre estoy aquí, inmediatamente disponible. Yo nunca estoy lejos de mí mismo. De hecho yo soy lo único que puede ser directamente experimentado todo el tiempo. Esto, como el espacio, siempre está aquí, aunque generalmente pasamos de largo...

"Está en todo, y es". Bhagavad Gita

lunes, 29 de octubre de 2012

Tres estados de consciencia.

                                 

Si queremos comprender qué somos en realidad, intuir nuestra verdadera naturaleza, no sólo debemos centrar nuestra investigación y dar importancia absoluta al estado de vigilia. Pasar por alto los otros dos estados (sueño y sueño profundo) resulta incongruente, dado que es enorme el tiempo que la consciencia permanece 'ausente' durante el sueño profundo, y soñando 'cosas extrañas' durante el soñar. Intentar reflexionar, recordar en todo lo posible e intuir en nuestra propia experiencia, qué 'nos' sucede realmente en los tres estados. Ver qué conexión hay entre ellos, dónde va a parar la entidad que creemos ser y porqué aseguramos sin lugar a duda que 'pasamos' por ellos.

En el libro "Certeza de ser" de Juan Carlos Savater podemos encontrar un fantástico capítulo tratando este tema. He aquí algunas frases del mismo que invitan a la reflexión.

                                .................................................

* Sin el ‘yo’ de la vigilia, ¿puede existir el mundo de la vigilia con todos sus componentes, tiempo,espacio y causalidad?

* ¿Puede el ‘yo’ de la vigilia, que no es nada más que el punto
 central o punto de referencia de los pensamientos, salir fuera de su propio estado de vigilia?

* ¿No es cierto que el sueño mientras transcurre es exactamente igual de real que la vigilia?

* ¿No es verdad que el ‘yo’ de nuestros sueños es diferente en
 muchos aspectos de nosotros mismos durante la vigilia?

* ¿No es cierto que no podemos evitar identificarnos con el ‘yo’
 de nuestros sueños a pesar de sus notables excentricidades y diferencias?
Simplemente cuando cada mañana decimos al despertarnos: ‘he soñado que…’
 ¿Qué es lo que hace que tan incuestionablemente nos apropiemos de un ‘yo’ tan distinto?

* ¿No tenemos al despertar del sueño profundo una absoluta
 certeza intuitiva de que ‘hemos estado’ ahí también todo el tiempo... 
y por eso decimos: ‘he dormido profundamente’?
¿Cómo es esto posible, si no hay la menor referencia ‘nuestra’ ni de nuestro mundo de la vigilia?

* ¿Cómo es posible entonces que tengamos la certeza de haber
 pasado por estos tres estados?
¿Cómo es posible que podamos tener la certeza de que esos tres
estados verdaderamente nos conciernen?

"Certeza de ser". Capítulo 4 - "Velar, soñar, dormir".

lunes, 15 de octubre de 2012

Nubes.



Infinidad de nubes se han juntado, arremolinado, han arrojado lluvia, granizo, nieve...y finalmente se han disuelto en el cielo vacío. Ahora mismo infinidad de nubes se están formando, y ahora mismo infinidad de nubes se están disolviendo. Ni una sola nube ha dejado un rastro de sí misma en ninguna parte. No podemos ver a una nube atascada en el cielo.
De la misma forma, ningún pensamiento se atasca en la Consciencia que lo sostiene, que le da vida. Finalmente el pensamiento se disuelve en la misma Consciencia. No dualidad.

"¿Cuál es la naturaleza de un pensamiento?. Es flotante, insustancial, efímero, liviano, apenas presente. Es una onda, un movimiento, una vibración pasando a través de la consciencia. Surgiendo y desapareciendo en la consciencia, no es más que consciencia tomando esa momentánea forma."
Sailor Bob Adamson.

Haiku de Gorka Arellano (http://esencia-gorka.blogspot.com.es):
"Nubes de tormenta
 De repente...
¡todo se ilumina!."

sábado, 6 de octubre de 2012

La imagen del "yo".



Una imagen no puede hacer nada.  Es una imagen. Nadie en su sano juicio puede creer que la mariposa nocturna de la fotografía que acompaña a esta entrada se va a echar a volar. De la misma forma, la imagen del "yo" no puede ver, ni oír, ni conocer de forma independiente. Es una imagen, un punto de referencia mental.
La actividad de conocer no es una "entidad", y sin embargo todo es conocido sin esfuerzo, de manera espontánea, con anterioridad a la idea de "mi". Somos pura consciencia sin esfuerzo ni elección.
Yo soy, y por lo tanto puedo ver y escuchar. Yo soy es auto-evidente, y porque yo soy, todo conocimiento es posible.
Ahora bien, el "yo", que no es más que un punto de referencia de los pensamientos, no puede ser "aniquilado". ¿Puede existir el mundo de la vigilia (con todos sus componentes de espacio, tiempo, causalidad) sin el "yo" presente en la vigilia?. Más que "degollar" al "yo" que tanto suele incordiar, deberíamos comprender la verdadera naturaleza de ese "yo". Cuestionar la creencia de que el "yo" hace las cosas, escucha, saborea, observa, conoce, entiende, de forma independiente.
Lo que realmente somos no está en la mente o en el cuerpo. El cuerpo y la mente aparecen en lo que realmente somos. No podemos saber QUÉ somos. Pero no podemos negar que somos.

"Lo que la mente no acierta a pensar, pero es causa de que la mente piense: sábete que solo eso es Brahman, el Espíritu; y no aquello que se adora en este mundo".
KENA UPANISHAD

viernes, 21 de septiembre de 2012

Ya eres ilimitado.


El "espacio de la taza de té" tiene el sentimiento de ser pequeño y limitado. A su vez tiene envidia y añora poder ser el "espacio de la jarra" con la que convive en la misma alacena. El "espacio de la jarra" también se siente pequeño y limitado, y querría ser el "espacio de la olla".
Un "espacio sabio" le dice al "espacio de la taza de té":
-  ¿Por qué vives con aflicción si ya eres ilimitado?.
-  Si ya soy ilimitado, ¿por qué no me siento así?.
-  Eso mismo me pregunto yo... -dice el "espacio sabio"-. Ya eres espacio ilimitado y te sientes limitado. Esto es debido a la ignorancia. Tú dices "Yo soy el espacio de la taza de té". Otros dicen "Yo soy el espacio de la jarra" o " Yo soy el espacio de la olla" o también "Yo soy el espacio de la cocina"... Fíjate que el factor común, lo que no varía, es "Yo soy espacio". Lo que cambia es "taza de té", "jarra", "olla", "cocina", "salón", "casa"...Pero tu evidente sensación y certeza de ser espacio siempre está ahí. No la puedes negar. Este innegable "Yo soy espacio" no es comprendido correctamente. Entonces vives en la ignorancia, y esa misma ignorancia es la que te hace sentir pequeño, limitado, infeliz. Te quedas encerrado en la taza de té. Te crees que tu verdadera identidad es esa. Vives desde ese punto de vista. Estás tú, y el mundo ahí fuera. DOS.

Pero ahora miremos desde el punto de vista de "Yo soy espacio". ¿Qué tamaño tienes?. ¿Tienes alguna forma?. Hay espacio arriba, debajo, dentro, fuera, delante y detrás de la taza. De hecho, todo tiene existencia en ti. La jarra, la olla, la cocina...existen y son gracias a ti, espacio ilimitado.
- ¿Y cuando me rompa?.
-  Las tazas vendrán y se irán, pero todos los espacios de las tazas siempre estarán ahí porque sólo hay un espacio. NO-DOS  (Advaita). La ignorancia de sentirse limitado sólo puede desaparecer con la correcta comprensión de que eres ilimitado, YA.

"Y la ignorancia termina porque es lo opuesto al conocimiento de la Verdad".
Sankara.

"Yo soy aquel que le da realidad a ese personaje...yo no tengo el problema...yo soy tan pleno y completo que nada se me puede agregar o sacar."
Swami Dayananda Saraswati

sábado, 8 de septiembre de 2012

Invisible-Innegable

video

¿Podemos mostrar la brisa, o el viento?.
Todo lo que podemos ver es su expresión.

"Una invisible y sutil esencia es el Espíritu de todo el universo. Eso es la Realidad. Eso es la Verdad. Tú eres Eso".
CHANDOGYA UPANISHAD

viernes, 31 de agosto de 2012

Espacio-Consciencia.


No deberíamos decir que la luna y la gaviota no existen. Es obvio que se pueden ver. Lo que hay que comprender es que la realidad de la luna y la realidad de la gaviota están supeditadas a la Realidad del espacio que sustenta a esos objetos. Lo mismo sucede con el "yo" al que conferimos poder independiente y separado del mundo; este "yo" no tiene realidad independiente de la Pura Consciencia que lo abarca, sostiene, que le confiere su Realidad. Ésa es nuestra verdadera naturaleza: lo que nunca se puede negar, lo que nunca cambia. Todo lo demás está sujeto al cambio.

"La verdadera estatura de este ‘yo’ es el Sí mismo de todo el universo."
Juan Carlos Savater ("Certeza de ser").

martes, 28 de agosto de 2012

Espejo.

"El espejo es auto-reflectante y los reflejos aparecen en él. ¿Le concierne al espejo si un reflejo aparece o no, o por qué aparece o no aparece?."
Sailor Bob Adamson.

viernes, 24 de agosto de 2012

Atención.


El simple hecho de reconocer y decir "Vaya, no estaba atento..." o " no estaba prestando atención...", implica que, ese reconocimiento, debe de provenir, sí o sí, del punto de atención que siempre eres.
Entonces...¿hay algún instante en que no estés atento?.

martes, 21 de agosto de 2012

Red de pensamientos.


El pensador es el pensamiento "yo pienso". Un pensamiento más surgiendo en este innato e intrínseco Conocer sin centro, sin forma, siempre luminoso, que es nuestra íntima realidad, siempre presente, constantemente con nosotros.
Para traducir este Conocer en palabras decimos "yo soy". Sin embargo sabemos que somos sin necesidad de pensar en ello.  No hace falta decir constantemente "yo soy, yo soy" para saber que somos.
Para no enredarse en la red de pensamientos, uno tiene que comprender qué es lo que confiere realidad a esa red, qué es lo que ilumina todas las traducciones de la mente. Este Conocer, esta presencia consciente, pura consciencia, resplandece, se manifiesta como "yo soy", "yo pienso", "yo veo", "yo oigo". Pero somos, pensamos, vemos y oímos antes del pensamiento. Y ahí está la luz, el Conocer, siempre aquí, en nuestra íntima mismidad.

No eliminar el pensamiento. Comprender su "realidad". Ese es el punto para que no nos atrape la araña del sufrimiento psicológico.

lunes, 13 de agosto de 2012

Apuntes.


---> Cuando crees haber "perdido" la presencia, el ser, la consciencia de ser, etc...echa un vistazo: ¿Existes?, ¿eres consciente?, ¿qué está iluminando ese pensamiento de "he perdido la presencia"?. Los pensamientos son pasajeros. Están siendo iluminados por la siempre presencia-consciente. Que esos pensamientos cobren o no una total realidad depende de una clara comprensión de que nuestra verdadera naturaleza siempre es el Constatar, el Conocer todo. ¿Puedes "salirte" de ese Constatar?.

--> ¿Puede la existencia llegar a ser más existente?.
     ¿Puede la consciencia llegar a ser más consciente?.

-->Vivimos, nos movemos, tenemos toda nuestra existencia en este único océano de luz. Nunca, nunca podemos movernos de él. Somos Eso. Todo es Eso.

--> No hay nada que mantener. Date cuenta que Eso se mantiene sólo y todo se resuelve por sí mismo.

--> Prueba a ver si eres capaz de encontrar un sólo instante en el que puedas decir "No existo".

--> Percibe la diferencia entre pensar sobre la Consciencia y conocer de forma directa e intuitiva que tú estás presente y consciente.

--> ¿Puedes sentir y darte cuenta de la Consciencia presente?. Si es así, ¿qué puedes decir sobre ella?. ¿Cuáles son sus características?. ¿Necesitas poner en práctica la presencia consciente?. ¿Es algún tipo de logro?.

--> Siéntate en tu "pobreza" de ser. Pobreza simple y sutil. Siempre aquí. Libre, no nacida, clara.

--> Eres siempre ahora.
     Siempre nuevo.
     Siempre fresco.

--> Perder de vista el conocimiento del hecho de que no somos individuos separados es invitar al sufrimiento a entrar en nuestra casa.

--> ¿Puedes recordar cuándo comenzó este "yo soy"?.

--> ¿Por qué mientras estamos soñando nos parece tan real el sueño?.

--> Exactamente, ¿quién es ese que detecta o discierne "Esto es vigilia", "Esto es sueño"?.

--> Permítete ser el Conocer que eres. Bueno, de hecho, no puedes hacer otra cosa.

--> Cuando se comprende bien este mensaje no-dual, se constata que todo esto tiene mucho que ver con la Ecuanimidad y el Amor.

miércoles, 1 de agosto de 2012

Echa un vistazo, y mira por ti mismo.


                                         Fotografía de José Aller.

En cualquier experiencia particular, soy el factor invariable.
Si veo, escucho, degusto, toco, huelo, la presencia de este yo que siento tan íntimamente no se esfuma. Estoy siempre presente.
Escucho un perro ladrar, un coche pasar. Veo un árbol. Siento el tacto de una silla. Estoy aquí.
Cuando un determinado objeto desaparece de mi vista, la sensación de presencia continua presente para objetivar otra cosa.
Los pensamientos vienen y se van, pero yo todavía estoy aquí. Antes de que el pensamiento llegue, yo estoy presente. Mientras el pensamiento está, yo estoy presente. Después de que se vaya, definitivamente yo estoy presente. Soy independiente del pensamiento.
En cada forma de conocimiento, estoy aquí sin sufrir ningún cambio. Consciencia sin cualidades, Pura.
Quien se vea atraído por este mensaje no-dual, seguro que va a disfrutar con el siguiente texto de Sailor Bob Adamson. ¡Buen provecho!.


" Este acto de conocer, ese ver y entender está sucediendo siempre, independientemente del contenido de ese entendimiento.


Básicamente, el surgir del contenido no podría suceder sin ese ver, ese conocer y ese entender. Ninguno de esos pensamientos podría tener lugar fuera de ello.


El conocer, el ver y el entender, es lo que tú eres. No es nada que pueda ser conceptuado o definido y sin embargo en eso hay un vivir, una vitalidad y un conocer. ¡Y siempre está ahí!. Simplemente, intenta apartarte de ello a ver si lo consigues. Intenta dejar de oír. Intenta dejar de conocer. Intenta dejar de vivir. Mira a ver qué poder tienes para conseguirlo. Viendo que no puedes parar nada de eso, sacarás la conclusión de que esa entidad tuya, aparentemente separada, no tiene poder en absoluto.


La entidad, el pensamiento "yo", no puede oír, no puede ver. El  pensamiento: "Yo estoy consciente" no puede ser la consciencia. El pensamiento no tiene el poder de hacer ninguna de esas cosas. Sin embargo, todo está sucediendo. Todo está sucediendo independientemente de cualquier poder separado, de cualquier individuo o entidad. Ese poder separado, individuo o entidad aparentes, sólo pueden aparecer dentro de ese acontecer, en ese conocer, en ese sentimiento de presencia o presencia de consciencia. No pueden aparecer fuera de ello. Por lo tanto dependen de ello, pues "ello" es lo que tiene el poder y no la cosa a lo que se lo atribuimos. "Ello" es el único poder.


Y, ¿es ello particularmente tuyo?. ¿Es particularmente mío?. Si lo miras atentamente, ¿es diferente aquí que allí?. ¿Hay un "aquí" o un "allí" a menos que conceptualicemos?.


No se tú, pero yo no puedo encontrar aquí nada con un poder propio o una naturaleza independiente. Echa un vistazo y mira por ti mismo."

SAILOR BOB ADAMSON ("Una sola Esencia". Ediciones Vía Directa).

sábado, 28 de julio de 2012

Atenta no-meditación.



Cuatro voces realmente  esclarecedoras:

"Se cuenta una simpática historia acerca de un yogui Dzogchen
que vivía sin ostentación, aunque rodeado por un numeroso
séquito de discípulos. Cierto monje, que tenía una opinión
exagerada de su propio talento y erudición, sintió celos del
yogui, de quien le constaba que apenas había estudiado. Pensaba:
«¿Cómo se atreve a enseñar una persona ordinaria como él?
¿Cómo osa hacerse pasar por un maestro? Iré y pondré a prueba sus conocimientos, desenmascararé su impostura y lo humillaré ante sus discípulos, de modo que lo abandonen y me
sigan a mí».
Un día, pues, fue a visitar al yogui y le preguntó en tono desdeñoso:
—Vosotros, los Dzogchen, ¿nunca hacéis otra cosa que no sea meditar?
La respuesta del yogui lo cogió por sorpresa.
—¿Sobre qué se podría meditar?
—O sea que ni siquiera meditáis —gritó el monje, triunfante.
—Pero, ¿cuándo estoy alguna vez distraído? —dijo el yogui."
SOGYAL RIMPOCHÉ ("El libro tibetano de la vida y de la muerte")

"Respecto a la meditación, echa un vistazo y mira a ver quién es el meditador que se sienta a meditar. Si hay un meditador ahí, entonces está tratando de lograr algo.
Verdadera meditación es cuando no hay nadie que medite ni nada en lo que meditar, y ésta es una meditación de la que no puedes salirte. Está sucediendo de manera natural todo el tiempo.
En el budismo se utiliza el término :"Atenta no-meditación". Durante la meditación, puedes ser distraído por la no-meditación."
SAILOR BOB ADAMSON ("Una sola esencia").

"De hecho, toda la vida es, ella misma, su propio campo de experiencia y ‘meditación’. Por lo tanto, buscar experiencias especiales de no-dualidad es simplemente tener miedo a la dualidad, y tener miedo a la dualidad significa que no se ha entendido nada, ni de la dualidad ni de la no-dualidad…"
JUAN CARLOS SAVATER ("Certeza de ser")

"No medites. ¡Sé!.
No pienses que eres. ¡Sé!.
No pienses en ser. ¡Sé!."
RAMANA MAHARSHI

martes, 24 de julio de 2012

Auto-evidente.


El sol es auto-evidente. No necesita ninguna otra luz para revelarse a nuestros ojos.
De forma similar, el Ser, la Pura Consciencia, no requiere de otras luces para revelarse.
Una nube puede encubrir el resplandor del sol, pero no la existencia del sol.
De la misma manera, la ignorancia puede encubrir el hecho de que "yo soy ilimitado", pero jamás puede ocultar que "yo soy, yo existo".
La nube que parece cubrir al sol sólo puede ser vista gracias a la propia luz del sol que ella encubre.
La sensación de ser limitados es conocida por la consciencia ilimitada que es el Ser, Consciencia desnuda.
Así como el sol brilla en su propia luz cuando se va la nube, el Ser brilla como Uno, no-dual, cuando la ignorancia es eliminada por el conocimiento.
La Pura Consciencia es auto-evidente, auto-brillante. Es la propia luz gracias a la cual conocemos todo. Es lo único que existe realmente. Todo lo demás es realidad prestada por Ella, tienen su existencia en Ella.

"Brilla con luz propia. Está aquí. Todo esto es Eso. Sólo existimos en Eso. Si ya estamos en Eso, ¿por qué buscarlo?."  Ramana Maharshi.

sábado, 21 de julio de 2012

La barca vacía.

Supón que una barca está cruzando un río y que otra barca, vacía, está a punto de chocar con ella. Incluso un hombre irritable no se enojaría. Pero supón que hubiese alguien en la segunda barca. Entonces el ocupante de la primera le gritaría que se mantuviese apartado. Y si no le oía la primera vez, ni aun cuando le llamase tres veces, malas palabras seguirían inevitablemente. En el primer caso la barca estaba vacía, en el segundo estaba ocupada. Y así ocurre con el hombre. Si pudiera cruzar vacío la vida, ¿quién podría dañarle?.

Chuang-tsé

domingo, 15 de julio de 2012

Diagrama.

-Cuando el pensamiento pasado ya ha cesado y aún no ha surgido el pensamiento futuro, en ese espacio entre los dos, ¿no hay una consciencia del instante presente: luminosa, fresca, desnuda, siempre presente?.
-Surge el siguiente pensamiento. Es el resplandor de la Pura Consciencia.
-Si no reconocemos los pensamientos como lo que en realidad son (resplandor, manifestación de la Pura Consciencia), iremos saltando de pensamiento en pensamiento mecánicamente. Estaremos envueltos en la cadena de la ilusión.
-Si reconocemos  la verdadera naturaleza del pensamiento, lo dejamos en paz sin seguirlo, se disuelve automáticamente en la vasta extensión de la Pura Consciencia, que es lo que en realidad somos.


jueves, 5 de julio de 2012

Actividad-Quietud.


Nuestra auténtica naturaleza está tan presente en medio de la actividad como en los momentos de silencio.
¿Acaso no existimos en ambos estados?. 
Si este punto no queda claro, podemos equivocadamente buscar la quietud, creyendo que es un estado más "espiritual".
No rechazar el movimiento, ni adherirse especialmente a la quietud. Sigamos el flujo de nuestra pura e ininterrumpida presencia.
¿Podemos negar el existir que sucede ahora mismo?.
Simplemente dejemos que eso se profundice.

sábado, 23 de junio de 2012

La única verdad.


Eres Eso en lo que todo aparece.
Presencia, Consciencia.
¿Puedes "salir" fuera de lo que es en este preciso instante?
La única verdad es este constante sentido impersonal de presencia que todos tenemos.
El resto son reflejos de este resplandor. Reflejos que surgen y desaparecen.
Deja que el juego se juegue solo.
                                ---------------
"¿Quién pone nuestra mente a divagar? ¿Quién empuja a la vida a emprender su viaje?
¿Quién nos mueve a pronunciar estas palabras? ¿Qué Espíritu se oculta tras el ojo y el oído?".
KENA UPANISHAD 

domingo, 17 de junio de 2012

Inteligencia.


¿No es la misma inteligencia que impregnaba los espermatozoides y el óvulo la que ahora impregna las células de tu cuerpo, que hace que ahora, en este instante, puedas ver, oír, respirar, tener pensamientos...hacer la digestión?.

Inteligencia, Esencia, Pura Consciencia, Dios, Eso...

En este funcionar que somos no existe un centro ni una circunferencia, ni un principio, ni un fin.
Es un funcionar que no está confinado a ese particular patrón de energía que llamas Tú.

                                    ---------------------
"La verdadera estatura de este 'yo' es el Sí mismo de todo el universo."
Juan Carlos Savater, de su libro "Certeza de ser".


"Él es en su propio Ser, puro, nunca cambia, nunca se mueve, incontaminable; y desde una paz más allá de los deseos, contempla el drama del universo. Él se halla oculto tras el velo de los tres estados y constituyentes del universo; pero en la dicha de su ley de virtud, él es siempre UNO, él es siempre UNO."
MAITRI UPANISHAD

sábado, 9 de junio de 2012

Con la gatita.


Cuatro ojos,
un solo ver.
Pensamientos, emociones, sensaciones...siempre van a surgir.
El asunto radica en no resistir.
La vida se está viviendo a sí misma, se está satisfaciendo a sí misma.
No hay cómos ni porqués.
Simplemente sucede.
Sabes que eres.
En ninguna circunstancia puedes negarlo.
¡Miauuuu!

"El sufrimiento o el no sufrimiento no pueden tener lugar sin el trasfondo del estado despierto.
Esa es la eterna constante." Sailor Bob Adamson.

jueves, 7 de junio de 2012

Certeza de ser.


Contraportada del libro:
"Lo que se ofrece en este libro es la comprensión y la convicción que nacen de una experiencia inmediata y común a todos. Algo que puede comprenderse y llegar a intuirse profundamente en la vida ordinaria y con los medios que todos tenemos ya a nuestro alcance. No es el fruto de una mera especulación ni un excepcional logro de alguna iluminación particular. Nunca estas dos herramientas fueron realmente útiles para comprender lo que somos verdaderamente, nuestra esencial naturaleza no-dual.

Desde estas páginas se invita a reconsiderar y sondear nuestra innata "certeza de ser" y atestiguar su verdadera naturaleza invulnerable y eterna.

Esta consciencia ordinaria es ya realmente inmortalidad. Esta vida ordinaria es ya realmente eternidad."
                                   ----------------------------------

Me gustaría animaros a leer este libro de Juan Carlos Savater, editado por Trompa de Elefante, y que ya está a la venta.
Link del libro:
http://trompadeelefante.com/TITULOS/CertezadeSer.html

Con un lenguaje claro, fresco y directo, que rezuma sinceridad, este libro es como una manta que nos abriga del incómodo frío de las apariencias. Es como un espejo que refleja la base de nuestra naturaleza original. Un libro que nos lleva de la mano y nos invita a convertirnos en "Naturalistas de uno mismo". Sin adornos ni oropeles, Juan Carlos Savater señala Eso que nos acompaña a cada instante, y nos anima a detenernos y observar la experiencia íntima de cada uno. A ver qué sucede si sondeamos con honestidad nuestra única certeza, la de ser.

 En facebook  he creado un grupo donde iré escribiendo fragmentos de este fantástico libro:
http://www.facebook.com/certezadeser

miércoles, 23 de mayo de 2012

Ramana Maharshi, un ser excepcional.


(Una vez realizada la foto que acompaña a esta frase...lo mejor que uno puede hacer es callarse).

"Ves una imagen reflejada en un espejo y ves el espejo. Sabes que el espejo es la realidad y la imagen tan sólo un reflejo. ¿Es que necesitamos dejar de ver la imagen reflejada en el espejo para ver el espejo?."
Ramana Maharshi

domingo, 20 de mayo de 2012

Cuando oímos...


El canto del mirlo está suspendido en el silencio.
Sus trinos están bañados de silencio.
Su canto... ¿llega a nosotros desde "fuera", o simplemente Es en el puro registrar que somos?.
El escuchar está ocurriendo de forma espontánea. No hay un "yo" que esté "haciendo" el escuchar.
Somos esa espaciosidad de ininterrumpido conocer. Todos los fenómenos son reconocidos y distinguidos en su inmediatez.
Canta el mirlo, y sin esfuerzo reconoces que es un mirlo, o un ave (si poco o nada sabemos de ornitología), pero sabes inmediatamente que no es una motocicleta ni una trompeta.
Aún cuando estás pensando en otras cosas, o hablando, no tienes que intentar oír el canto del mirlo. Lo oyes, lo reconoces y distingues.
¿Tiene algún principio ese constante conocer?.¿Tiene algún final?.
¿Qué lejos está el trino del mirlo?. ¿Qué cerca está?.
 ¿Está separado del continuo y puro conocer que indudablemente somos?
¿Gracias a qué existe?. ¿De dónde brota?.

"Cuando oímos, la vida oye". Kaushitaki Upanishad

lunes, 14 de mayo de 2012

¿Oyes los perros que ladran?.


En un instante escuchas el ladrido de un perro. Antes de etiquetarlo, de juzgarlo, has reconocido el ladrido sin esfuerzo alguno.  Antes de la etiqueta conceptual "un perro ladrando", el sonido ha sido reconocido por la Consciencia desnuda. Por eso se denomina "desnuda" o "pura". Es consciencia sin objetos. Clara, fresca, llena de vida, siempre presente. Como un espejo que refleja la experiencia exactamente como es en cada instante. No hay juicios como "agradable/desagradable", "buena/mala". Es pura presencia ecuánime, imparcial. Es como es. Amplia, completa, insondable. Consciencia que observa y sabe. Es nuestro constante trasfondo, es lo que realmente somos. Nada queda fuera de ella.
-------------------------------
"Era una noche espléndida. El cielo azul oscuro estaba despejado y refulgían las estrellas. El sonido de su soledad se realzaba con el lejano ladrido de un perro del monasterio, más abajo.


Patrul Rimpoché estaba tendido en el suelo, realizando una práctica especial de Dzogchen. Sin levantarse, llamó a Nyoshul Lungtok a su lado y le preguntó:


—¿Has dicho que no conoces la esencia de la mente? Nyoshul Lungtok dedujo por su voz que se trataba de una ocasión especial y asintió con expectación.
—En realidad, no tiene nada especial —dijo Patrul Rimpoché en tono despreocupado, y añadió—: Hijo mío, ven y échate aquí como tu anciano padre. Nyoshul Lungtok se tumbó junto a él.
—¿Ves las estrellas allí en el cielo? —le preguntó entonces Patrul Rimpoché.
-Sí.
—¿Oyes los perros que ladran en el monasterio Dzogchen?
-Sí.
—¿Oyes lo que te estoy diciendo?
-Sí.
—Bueno, la naturaleza de Dzogchen es esto: sencillamente esto."

Sogyal Rimpoché, ( "El libro tibetano de la vida y de la muerte").

jueves, 3 de mayo de 2012

Exactamente como es.


Te has despertado por la mañana. Has abierto los ojos, has tenido algunos pensamientos mientras distinguías la lluvia. Te has duchado, has desayunado. Oyes la radio y también el gorjeo de los gorriones. Has trabajado algo, has conversado, has degustado una deliciosa comida y de postre tarta de chocolate. Has sentido frío, has fumado, el día ha pasado... ¿Ese estar despierto ha cambiado?. Sin ese estar despierto...¿podría haber sucedido algo?. Somos esa desnudez, desnuda consciencia. Sabes que eres, y en ningún momento lo puedes negar. Sabes que eres y el resto cuida de sí mismo. La esencia en lo que todo aparece es lo que tú eres realmente. ¿Cuándo nació esta constante e íntima esencia?...¿Es distinta a la que siente íntimamente la anciana que cruza el semáforo?.

Ya de noche, te acuestas en la cama y entre pensamientos escuchas a un perro ladrar, conoces sin esfuerzo el ladrido. Antes de enjuiciar el sonido, lo has distinguido.

Exactamente como es.
Lo que es.
Toma lo que se presente.
Nada en el mundo está escondido.

viernes, 20 de abril de 2012

Tarro de barro.


"Lo irreal nunca es; lo real nunca deja de ser. Esta verdad la han visto quienes realmente perciben lo verdadero."
Bhagavad Gita.

Si pregunto qué es lo que vemos en la foto, alguien puede decir que es un tarro. Si yo digo que es barro, ¿son las dos respuestas correctas?. Parece que sí. ¿Pero son igualmente correctas?. Así que tenemos dos palabras diferentes refiriéndose al mismo objeto...pero entonces...¿son sinónimos?. Si así fuese, entonces donde hay un tarro tendría que haber barro y viceversa. Pero sabemos que no es así.  El tarro puede no ser de barro, y el barro no tiene que ser necesariamente un tarro. Cada palabra expresa un objeto distinto, pero en la foto sólo tenemos un objeto. Entonces las dos palabras son correctas, pero no igualmente correctas. ¿Cuál de las dos es más correcta?.
Si se rompe el tarro...¿en dónde está el tarro ahora?. ¿Se fue el barro también?. El tarro no es independiente del barro. La forma tarro depende del barro pero el barro no depende del tarro.

No podemos pensar en un objeto sin una sustancia. En el ejemplo anterior vemos claramente que el tarro depende de una sustancia (el barro) para su existencia. También sabemos que el barro es autoexistente respecto del tarro. Sin embargo, no podemos decir que el barro sea una sustancia final, porque se puede reducir a otra cosa. La sustancia final es aquella que no puede reducirse, que ya no depende de ninguna otra sustancia para existir, no puede ser un objeto, ya que éste puede reducirse a algo más.

Lo que no puede ser un objeto, sólo puede ser el sujeto.
La consciencia autoevidente que todos somos, es autoexistente. Nunca depende de otra cosa. 
Todos los objetos dependen, así mismo, de esta consciencia de ser. Para que puedan ser, tiene que existir la presencia de algo más. Pero no por ello podemos afirmar que un objeto no existe. Existe, pero depende de otra realidad, digamos, más amplia, que lo abraza, que los sostiene.
Todo lo que se requiere en este mensaje es comprender, reconocer, que yo soy esa realidad autoexistente, y todo lo demás es revelado por mí, depende de mí.
El cuerpo, los sentidos, los pensamientos son consciencia. Pero la consciencia no es ninguno de ellos. El tarro, la jarra, la taza, son barro. Pero el barro no es ni tarro, ni jarra, ni taza...

Supongamos que el tarro de barro tiene mente humana. Que fuera autoconsciente. Podría tener una opinión sobre sí mismo. Podría decir "soy un tarro pequeño, que vivo en una mesa desordenada y que me llenan de lápices...¡vaya vida más penosa que llevo!. Sin embargo, en la estantería, hay un tarro más grande, más hermoso, y bien protegido. Yo soy totalmente prescindible. No creo que dure mucho...". Nuestro tarro está deprimido, sufre porque se cree LIMITADO.  Busca soluciones a ese malestar. Unos le dicen que tiene que irse de retiro espiritual, otros que tiene que hacer una dieta especial, otros le dicen que simplemente no existe...hasta que encuentra a alguien que le dice. "Mira, no eres un tarro, en realidad eres barro." Y el tarro COMPRENDE. "Soy diferente a todos los millones de tarros, y ellos también son diferentes de mí. Pero como he comprendido que soy arcilla, entonces todos los demás también son yo, aunque yo no soy ninguno de ellos. Todos los tarros existen en mí, soy la base de todos ellos." La ignorancia de sentirse limitado, separado... sólo pudo eliminarse con la comprensión de ver claramente su verdadera naturaleza.

Si la consciencia que somos, autoevidente, autoexistente, revela nuestro cuerpo, nuestros sentimientos, pensamientos...dependen de mí para su existencia, quiere decir que el mundo no puede estar apartado de mí. Entonces, si no hay divisiones que me separen del mundo...¿qué nos puede limitar?.

Si un pensamiento te hace infeliz, el único problema es pensar que TÚ eres ese pensamiento, te identificas con él. No hace falta eliminar al pensamiento. La solución es COMPRENDER, RECONOCER, que si bien el pensamiento es consciencia autoexistente, la consciencia autoexistente no es el pensamiento. Eres libre del pensamiento (como de todos los objetos). Pienses o no pienses, tu esencia no cambia. Un actor es libre mientras interpreta el papel de un mendigo.

Comprender bien este mensaje no significa eliminar las limitaciones del cuerpo y de la mente. Significa entender que nosotros como individuos ya somos libres a pesar de las limitaciones.

"Lo irreal nunca es; lo real nunca deja de ser."

miércoles, 11 de abril de 2012

Aparentemente independientes.


Si la luz del sol "impacta" en un prisma de cristal, éste refracta, refleja y descompone esa luz en los colores del arco iris.
¿Qué son, en esencia, esos colores?.
¿Son colores con naturaleza independiente?
Si se retira el prisma de cristal...¿eso afecta en algo a la luz del sol?.
¿Han desaparecido los rayos del sol?.
                                        *****
Sin esta sensación de presencia, de ser y estar despierto, ¿qué "mundo",qué "yo" puede existir?.

domingo, 8 de abril de 2012

Existencia ininterrumpida.


Estemos en el estado que estemos, despiertos o dormidos, nadie puede negar sentir su propia realidad. Es incuestionable. Somos (y nos sentimos) una continuidad de existencia sin ruptura imaginable. No podemos concebir discontinuidad alguna en este río de consciencia.
Somos y sabemos que somos permanentemente. Esta evidencia, es nuestra verdadera Esencia, constante, clara, cotidiana...
El pensamiento no puede abarcarla, no puede hacer nada con Ella. Siempre es posterior a Ella. Existe en Ella, depende de Ella. El pensamiento está iluminado por Ella...es otra manifestación más de Ella.

Pretender "estar más en calma", "más presente", "más consciente", más...no dejan de ser remolinos en ese río de consciencia.

Somos y sabemos que somos.
Conocemos y distinguimos todo antes de que surja concepto alguno.
¿Puede quedar algo fuera de esta existencia ininterrumpida?.

Observa de dónde surgen los remolinos y quién le confiere su realidad.
¿Están separados del río?.

jueves, 29 de marzo de 2012

Silencio.


Ahora mismo podemos constatar que todos los sonidos aparecen y desaparecen en el silencio.
El silencio es más prominente. Destaca más. Es el fondo de todo sonido.
Podemos darnos cuenta de que no hay que lograr el silencio.
Vayamos donde vayamos, hay un silencio abrumador. Podemos decir que hay más silencio que sonido.
Pero eso no se notaba "antes", ni se notará "después". El único momento en que se puede notar es ahora, en toda su frescura, siempre nuevo, desnudo y lleno de vida.
Con pensamientos o no, podemos "oír" ese silencio.
En ese silencio está apareciendo y desapareciendo todo.
El silencio no se mueve, nunca cambia. Es inabarcable. Pero es innegable.
Nunca nos hemos alejado de Eso.

viernes, 23 de marzo de 2012

Estás en casa.

Hay un simple y a la vez claro conocimiento de que la consciencia presente continúa como el trasfondo de todas las sensaciones y percepciones que surgen en nuestro vivir. Nunca cambia, nunca se ve afectada. Nunca desaparece. Suele suceder que pasamos por alto este hecho. Pero si miramos con intensidad a esta sensación de ser (que no puede ser negada), si nos relajamos o descansamos en ella, una y otra y otra vez, quedándonos desnudos sólo con esa evidencia...no es difícil darse cuenta de que lo que realmente somos es ese trasfondo de presencia consciente. El concepto de ser una persona localizada en un punto fijo, se ve como lo que es, un concepto más, sin naturaleza independiente de la constante evidencia de saber que eres. Has visto el "engaño". En este punto constatamos que nada puede quedar fuera de esta presencia de ser y la búsqueda se detiene de forma natural. Ya tienes el conocimiento, ya eres ese conocimiento. Nadie te lo puede quitar. Ésa es la comprensión. En realidad, ya estás en casa. Solamente necesitas confirmarlo por ti mismo.

jueves, 15 de marzo de 2012

Totalidad.


En este mismo momento, la presencia consciente que somos, es una totalidad insondable, siempre nueva, siempre fresca, siempre viva, siempre luminosa.
La realidad es lo que está iluminando todo.
El ego, los pensamientos, las sensaciones, están hechas, surgen de la totalidad. Son Eso, tienen su esencia y origen en Eso, nos guste o no lo que aparezca o desaparezca.
Esta totalidad que somos, consciencia no conceptual, es el sustrato que subyace en todo lo que llamamos mundo. Somos, y todo lo demás aparece y desaparece.
¿En algún momento podemos dejar de ser conscientes de esta presencia, de esta totalidad?.

martes, 6 de marzo de 2012

Pura Consciencia sin esfuerzo ni elección.


                      Todo es tal y como es. 
                      (Esto es, al final, todo lo que podemos decir.)

domingo, 4 de marzo de 2012

¿Quién busca la iluminación?


(Olvida por un momento iluminados e iluminaciones. Deja todo eso para los que quieren jugar al escondite).

Tú ya eres. Ahí tienes la prueba: ¡Tú mismo!
Eres ininterrumpidamente.
Mira en la fuente de tu propia subjetividad. Saborea esa inmensidad, tu íntima inmensidad...
No tiene nombre, no es un objeto más. Pero siempre Es.
Podrás intuir tu verdadera altura. Observa cómo todo se despliega...y tú lo sustentas a la vez.
Entonces, cuan gaviota reposando en la iluminación, comprueba que todo se resuelve por sí mismo.
Y ya no queda nadie quien busque nada, ni nada que buscar...o sí...¡qué más da!.
------------------------------------------------------------------------------------
<<A todos aquellos que buscan ir más allá de una comprensión “intelectual” y desean la verdadera constatación de vivir permanentemente “desde la consciencia” o “en el ahora” o sentir que “no son el hacedor” o la dicha de la “aniquilación del yo” o de estar “más allá del pensamiento” etc. etc. lo que precisamente les falta es una verdadera comprensión intelectual de que todo el tiempo son ya el constatar mismo.


No habrá nunca más consciencia de la que hay ahora. Nunca habrá más bien, totalidad, abundancia, perfección, infinito, no-dualidad, Dios…que lo que hay en este momento presente.>>

Juan Carlos Savater, de su blog Una sola esencia.

viernes, 2 de marzo de 2012

No-dual.

                                 El pez me ve, yo lo veo.
                                 El mar viéndose a sí mismo...

lunes, 27 de febrero de 2012

Siempre Es.


El Señor (Isha) baña con su presencia todo este universo:
"Se mueve, y no se mueve. Está lejos, y está cerca. Se halla dentro, y a la vez fuera de todo."
ISHA UPANISHAD
(Del libro Upanishads, Ed: Debolsillo, Versión e introducción de Juan Mascaró, edición José Manuel Abeleira)

martes, 21 de febrero de 2012

Fluir


Continuamente surgen nubes en el cielo. Siempre fluyen. Ninguna está ligada a él. No hay atascos en el cielo. Las nubes son libres en su baile de alturas...
Lo mismo sucede con los pensamientos. Surgen en la consciencia presente, y fluyen, vienen y se van. Sólo otro pensamiento quiere resistir o cambiar esa libre danza. Y llega el bloqueo, el conflicto, el malestar. Sin ningún punto de referencia, sin la creencia en ese "yo" que creemos ser (que no es más que otro pensamiento), todo continuará teniendo lugar, a su manera..."lo que toque", nada se estanca.
Libre fluir de la energía. Inteligente energía.
Relajarse en esa consciencia presente que eres, que siempre eres, sostén de todo lo que acontece.
Libertad sencilla y amorosa, Eso es lo que realmente somos.

domingo, 29 de enero de 2012

VIDA


La araña atrapa a una mosca.
El petirrojo captura a una araña.
Un gavilán da caza a un petirrojo.
El gavilán, ya viejo, se desploma entre los pinos.
Alimenta a la tierra, a los escarabajos, a las moscas...

¿Dónde comienza la Vida?.¿Dónde termina?.
La VIDA no conoce la muerte. Sólo cambia de vestidos.

-------------------------------------------------------
"¿Cuándo naciste?. Únicamente puedes retroceder con la memoria hasta un cierto punto y más allá de él sólo puedes decir: <<No recuerdo>>. Así que realmente ni siquiera puedes decir que naciste. Por lo tanto, estás conceptualizando un tiempo en el que morirás.
¿Cuál es la realidad? No puedes decir en ningún momento:<<yo no soy>>.
En este mismo momento ¿podrías decirlo?. "
Sailor Bob Adamson.


"En la vida ordinaria hay, aparentemente, una pluralidad de "yoes" que transitan sucesivamente un tiempo breve por un mundo prácticamente eterno, pero esto no debería jamás ser considerado como la Realidad. Desde esta comprensión de lo que somos, sabemos que este mundo nació con nosotros y morirá con nosotros, pero también que esta vida y muerte son tan solo un destello de nuestra Vida." 
Juan Carlos Savater, de su blog Una sola esencia.


"Los seres son no-manifestados en su origen,
manifestados en el período entre nacimiento y muerte,
y regresan a lo no-manifestado tras la muerte.
¿Por qué este hecho natural tendría que afligirte?"
Bhagavad Gita

sábado, 21 de enero de 2012

Indagando, sondeando.


Sabes que eres. Siempre. En cuanto te relajas en esa sutil sensación de presencia, este "saber que eres", innegable, se expande como el espacio. Es insondable. Puedes comprobar que no termina en la entidad aparente que crees ser. No se puede abarcar. Presencia consciente, atemporal, siempre sucediendo, siempre fresca. ¿Podríamos tener la idea del "yo" sin esa constante presencia de ser?. ¿Qué poder tiene ese "yo", ese "ego", en el que tanto creemos?. ¿Tienes que estar todo el día diciendo "yo,yo,yo", para saber que eres?. ¿Dejas de existir en el sueño profundo cuando no hay ni "yo" ni "mundo"?. ¿Gracias a qué sabes que has estado de alguna forma en el sueño profundo?. ¿Hay que aniquilar al ego para Ser?. ¿Acaso no es una apariencia más que surge del constante trasfondo de tu evidente sensación de ser?. Si me llaman, respondo. Pero antes de llamarme, ¿dejé de ser en algún momento?. ¿Tenía que hacer algo para ver, escuchar, conocer, respirar?. ¿Los latidos de mi corazón los dirige mi ego?...
Me llaman, respondo. Vida viviendo de Vida eternamente.

"¡Deja, de tu voz, sólo el silencio anterior!". Fernando Pessoa.

lunes, 9 de enero de 2012

ESO


"Aquello con lo que percibimos colores y sonidos, perfumes y besos de amor; lo único con lo que adquirimos conocimiento; con lo que verdaderamente podemos ser conscientes de cualquier cosa:
En verdad aquello es Eso "

KATHA  UPANISHAD

miércoles, 4 de enero de 2012

Comprender - Ignorar.


Aunque sigamos viendo azul el mar, sabemos que no podemos llenar un vaso de agua azul. Tenemos conocimiento de ello. Comprendemos la verdad. Sabemos que el azul que vemos es una apariencia. Pero no por ello queremos cambiarla, ni eliminarla. Es parte de este funcionamiento inteligente que es la vida, que el agua aparente ser azul, y que nosotros sepamos que realmente sólo es una apariencia.

Lo mismo sucede cuando comprendemos nuestra verdadera naturaleza. Comprender es el único camino para acabar con la ignorancia. Si examinamos hasta qué punto es real la creencia de ser un yo separado del mundo, un yo independiente al que le suceden las cosas, un yo con poder de elección, un yo con sustancia...podemos llegar a comprender que ese yo es un punto de referencia en nuestro vivir, un pensamiento más que hace de bisagra con los demás pensamientos. No es independiente, no tiene sustancia. No necesitamos decir todo el día "yo soy, yo soy, yo soy", para saber, con certeza, que ya somos. Somos y sabemos que somos siempre, antes de decir o pensar "yo", YA SOMOS.
Esta sensación de ser, de presencia consciente, sostiene e ilumina  todo. Sin esta sensación de presencia, no podríamos decir "yo soy".

Cuando se comprende, y se comprende bien este mensaje no dual, el "yo" seguirá surgiendo, pero ya sabemos lo que realmente es. No tendrá la fuerza que antes podía tener, porque has visto la verdad. Sabes que es una apariencia, un punto de referencia que también es parte del funcionamiento de la vida. Por ello intentar aniquilarlo, como algunos "predican", no deja de ser también ignorancia. Simplemente con esta comprensión, viviendo con y en esta comprensión, regresas a Eso, al saber que eres, a Eso que lo sostiene y le da apariencia. Y te das cuenta de cual es tu verdadera dimensión. Nada en la vida va a cambiar, pero ya no será lo mismo. Ya sabes que no puedes llenar un vaso con agua azul del mar.
Caso cerrado.

"Conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres"   Juan 8:32.